RESIDENCIA ESPAÑOLA PARA EXTRANJEROS




GOLDEN VISA, EL PERMISO DE RESIDENCIA PARA EXTRANJEROS

¿Qué es la Golden Visa y cuáles son los requisitos para su obtención? 

¿Cuánto puede costarme la tramitación? 

¿Cuáles son las diferencias entre la Golden Visa y otros permisos de residencia? 

¿Por cuánto tiempo puedo quedarme en España con la Golden Visa? ¿Se puede prorrogar tras su vencimiento? 

¿Hay algún límite en el número de veces que puedo renovarla? 

¿Se puede utilizar la Golden Visa para convertirse en residente de larga duración o ciudadano/a?    

¿La Golden Visa facilita el acceso a otros países europeos? 

¿Tengo que permanecer en España un tiempo mínimo en España para no perderla? 

¿Puedo trabajar en España con la Golden Visa? 

¿Puedo traer a mi familia a España con el Golden Visa? 

 

 


La “Golden Visa” es un permiso de residencia español, con permiso de trabajo incluido, que no requiere una estancia mínima anual. El requisito básico es que el solicitante interesado haga una inversión en España. La inversión más común es la compra de propiedad inmobiliaria de al menos 500.000 euros.

Cualquier tipo de inversión inmobiliaria reunirá los requisitos (residencia, comercio, terreno vacío, plaza de garaje, etc.). La inversión también puede consistir en diferentes inversiones más pequeñas y una vez se haya alcanzado el total de 500.000 euros, se puede solicitar el Golden Visa.

También se puede obtener la Golden Visa en base a una inversión en una empresa española o productos financieros. En estos casos, la inversión mínima es de 1.000.000 euros.

 

¿Cuánto puede costarme la tramitación? 

El requisito de la inversión mínima de los 500.000 Euros corresponde al precio de compra. Además de las cantidades mínimas de estos 500.000 Euros, habrá que pagar los gastos de transacción asociados con la adquisición o inversión. El gasto para la tramitación dependerá de cada situación, estos son algunos:

  • Impuesto de transmisión patrimonial (ITP): 6%
  • Impuesto de Actos Jurídicos Documentados (AJD): 0% - 2.5% (dependiendo del tipo de propiedad)
  • Notarios, Registros y Comisiones Bancarias y costes varios: en total, 2-3% aproximadamente del precio de compraventa.

En todos los casos, un presupuesto total de 600.000 euros por familia es suficiente para obtener la Golden Visa en cualquier lugar de España para cualquier tipo de propiedades.


¿Cuáles son las diferencias entre la Golden Visa y otros permisos de residencia? 

La Golden Visa difiere radicalmente de los permisos de residencia tradicionales españoles en varios aspectos:

a)    La renovación de la Golden Visa no requiere una estancia mínima en España.

b) El procedimiento de solicitud es fácil y rápido. Si se realiza la inversión mínima y el solicitante no tiene ningún antecedente penal, el visado prácticamente siempre se concede, siempre que la solicitud haya sido correctamente preparada y presentada.

c) Incluye un permiso de trabajo, se concede al titular el derecho de trabajar y a residir en España.

d) La Golden Visa permite al inversor traer a su familia más cercana.

 

¿Por cuánto tiempo puedo quedarme en España con la Golden Visa? ¿Se puede prorrogar tras su vencimiento? 

El permiso de residencia del inversor extranjero inicial es válido por dos años y puede renovarse tras su vencimiento por períodos de cinco años, siempre que el inversor mantenga la inversión.

¿Hay algún límite en el número de veces que puedo renovarla? 

No, no hay límite en las veces que se puede prorrogar la Golden Visa, pero es necesario mantener la inversión mínima en todo momento. No obstante, el titular de la Golden Visa puede cambiar los tipos de inversión, por ejemplo, de una propiedad a otra o de propiedad inmobiliaria a un depósito bancario.

 

¿Se puede utilizar la Golden Visa para convertirse en residente de larga duración o ciudadano/a?    

Sí, si vive en España con la Golden Visa, tras cinco años de residencia efectiva puede convertirse en residente de larga duración y obtener un permiso de residencia válido para periodos de cinco años. El efecto principal es que la inversión ya no se debe conservar obligatoriamente para mantener el estatus de residente. Teniendo el permiso de residencia de larga duración existe, además, la posibilidad de solicitar un cambio de residencia a otro país de la UE.

Si el inversor vive en España, puede obtener la nacionalidad española tras 10 años, con el derecho a pasaporte español incluido. Los ciudadanos latinoamericanos y de algunos otros países pueden solicitar la nacionalidad tras 2 años de residencia.

La opción de solicitar la nacionalidad y/o permiso de residencia de larga duración se aplica solo a inversores que efectivamente residen en España. Los inversores que vienen a España solo ocasionalmente con la Golden Visa no son elegibles para la nacionalidad o la residencia de larga duración.

 

¿La Golden Visa facilita el acceso a otros países europeos? 

Sí, funciona como un visado turístico para el resto de países que pertenecen al espacio Schengen. Esto quiere decir que un titular de la Golden Visa tiene el derecho de permanecer en España por un período ilimitado de tiempo, y además en el espacio Schengen durante 90 días dentro de cada período de 180 días.

 

¿Tengo que permanecer en España un tiempo mínimo en España para no perder la Golden Visa? 

No, no hay un tiempo mínimo de permanencia en España para mantener la Golden Visa. Sin embargo, si el titular del visado decide voluntariamente estar más de seis meses al año en España, podría convertirse en un residente fiscal en España para ese año concreto y declarar y pagar los impuestos en España sobre sus ingresos globales.

 

¿Puedo trabajar en España con la Golden Visa? 

Sí, la Golden Visa concede automáticamente un permiso de trabajo al titular del visado y a los miembros de su familia inmediata.

 

¿Puedo traer a mi familia a España con la Golden Visa? 

Sí, el inversor puede traer a su cónyuge y sus hijos menores de 18 años, así como los hijos mayores de 18 y sus padres, siempre y cuando sean dependientes económicamente del inversor. Los visados para los miembros familiares son idénticos al del inversor y pueden obtenerse al mismo tiempo o a posteriori, según lo que sea más conveniente para los solicitantes. El Gobierno español lanzó el programa Golden Visa España en 2013, y desde entonces, Avalaw ha ayudado a muchos inversores a venir a España gracias a este permiso de residencia especial.

 


Para mayor información escríbenos a [email protected]

DIZA Consultores Inmobiliarios